Fuenzalida-Diputado5

El profundo cuestionamiento al Orden Público

En estos últimos meses hemos visto como el Orden Público ha sido alterado por saqueadores y delincuentes. Los espacios públicos son de todos los chilenos y los podemos usar libremente, siempre y cuando, lo hagamos de manera ordenada, controlada y sin que dicho uso altere la vida diaria de otros compatriotas.

No podemos permitir que el caos, el desorden y la intolerancia se apoderen de nuestras calles, avenidas y plazas. El intendente de la Región Metropolitana, Felipe Guevara, ha cumplido con su mandato constitucional, que es velar por el bienestar de todos los habitantes de la región y restablecer el Orden Público.

La acusación constitucional en su contra ha dejado en evidencia que el objetivo de quienes los acusan es otra muy distinta a querer velar por el bienestar y la tranquilidad de la comunidad. La oposición hoy está dando manga ancha a saqueadores y delincuentes.

Este tipo de decisiones tomadas por los parlamentarios de oposición no solo debilitan el Estado de Derecho sino también se debilitan y ponen en cuestionamiento las facultades que pueden ejercer las autoridades políticas para restablecer el orden en cualquier punto del país.

A partir de ahora, ¿Qué podrán hacer ahora los intendentes para restablecer el Orden Público? ¿Se tendrán que conformar con mirar cómo se destruyen las ciudades y se restringe la posibilidad de los ciudadanos de circular libremente por las calles y hacer su vida normal?

Lo que ocurrió con el intendente Guevara es lamentable. Él se ha convertido en un chivo expiatorio de una izquierda que lo único que pretende es desestabilizar al gobierno, valiéndose de herramientas democráticas como también de una ex nueva mayoría que se dejan encandilar por estos movimientos o por esta calle que no representa a la mayoría de los chilenos y que ya está asumiendo esos costos

Hoy nuestro país necesita más que nunca a una ex nueva mayoría y una oposición que colabore y que no siga destruyendo.  Al parecer ellos se olvidan que estuvieron 4 años gobernando con su teoría de la retroexcavadora con nefastas consecuencias para nuestro país y es momento que se pongan los pantalones, tengan identidades y se dejen de seguir avalando estas actuaciones de la extrema izquierda que lo único que provocan es destruir la democracia, que tanto nos costó ganar y que hoy se debe defender.

Como lo hemos dicho hasta el cansancio, la recuperación del Orden Público debe ser una prioridad en todo el país, considerando que la delincuencia, el anarquismo y el lumpen tomó un camino muy distinto a las demandas sociales y es justamente establecer ese orden lo que pretendió en intendente Guevara.

Nuestro país está en un momento muy trascendental en que todos los chilenos deberemos tomar decisiones que marcarán nuestro futuro. Todos sabemos que la estabilidad social, el cuidado del orden público y el respeto entre todos, nos permitirán tener un mejor país.

Por: José Manuel Fuenzalida, Diputado.

Compartir en .....