Paneles-SIP

Paneles SIP: el boom de la construcción en Chile

El panel SIP es uno de los sistemas en el área de la construcción que va tomando cada vez más protagonismo en nuestro país. La rapidez, eficiencia y facilidad a la hora de instalarlos en una obra han hecho que cada vez más personas pidan este novedoso material.

Pero eso no es todo, ya que, además, se puede ahorrar hasta un 60% de consumo de energía en climatización – frío o calor- y entre un 20 y 40% en el precio de la construcción, esto debido a que se utiliza menos mano de obra.

Estos paneles poseen diferentes espesores y medidas lo que los hacen adaptables a cualquier zona geográfica, urbana, montañosa, sur y playas, lo que lo convierten en una herramienta versátil en cuanto a diseño arquitectónico. Por su parte el Ministerio de Vivienda y Urbanismo acredita su uso para la construcción de viviendas hasta de dos pisos en todo el territorio nacional.

Desde el punto de vista estructural son utilizados en proyectos residenciales y comerciales ya que son antisísmicos, lo que quedó demostrado en las casas construidas con paneles SIP y que fueron azotadas por el terremoto del año 2010.

Los Paneles SIP están conformados por dos placas de OSB insertas a un núcleo de poli-estireno expandido de alta densidad, conformado un elemento monolítico. En su fabricación se emplean mecanismos de presión y adhesivos de última generación en base a poliuretano, otorgando una alta resistencia mecánica que garantiza su estabilidad a lo largo de tiempo. Pueden ser empleados en muros, techos y losas, con una variedad de espesores de acuerdo a su uso estructural y la zona geográfica del país. Los espesores más demandados son 90 mm, 114 mm y 162 mm.

Josefa Barros, Socia-Directora de Prosip, empresa chilena que construye viviendas en base a paneles SIP detalló “la ventaja que más les gusta a los clientes es por su eficiencia térmica, ya que se trata de un material con la aislación incorporada, lo cual que reduce el gasto de energía en calefacción y/o refrigeración para la vivienda. Esto proporciona un ahorro estimado de un 40% en relación a una casa construida en hormigón o albañilería”.

“Como este material es apto para cualquier zona geográfica el clima no es un impedimento para trabajar ya que no sufre ningún tipo de alteraciones estando al aire libre”, explicó Barros.

Otra de las ventajas destacables de estos paneles es la rapidez en el montaje y que cualquier persona con conocimientos básicos en construcción puede llevar a cabo su propia obra. Por ejemplo: la estructura de una superficie de 100 m2 en Panel SIP puede ser levantada en tan solo 5 días; a diferencia de los sistemas tradicionales que ocupan un mínimo de 60 días en el levantamiento de la obra gruesa.

Para más información visita: https://www.prosip.cl/ y síguenos en nuestras redes sociales: @prosip.cl

Compartir en .....