Alejandro-Pino-Uribe

Alejandro Pino Uribe, candidato a concejal por La Serena: “Una de mis prioridades será representar los intereses de los adultos mayores”

Alejandro Pino Uribe cumplió recientemente 78 años de edad. Es casado, tiene cuatro hijos y cinco nietos. Periodista, militante de RN y concejal de la Municipalidad de La Serena, es uno de los candidatos con más experiencia, a nivel local, de los que se presenta a la reelección en los comicios de este fin de semana. “Palito” (por lo alto y delgado), como lo conocen sus amigos de infancia, es un orgulloso ex alumno del Liceo de Hombres de La Serena (hoy, Gregorio Cordovez) y del Colegio Regional Universitario. Paralelamente, fue presidente provincial del Centro de Alumnos Secundarios y comandante regional de la Defensa Civil de Chile; vivencias en que cultivó y desarrolló gran parte de su liderazgo y capacidad de trabajo en equipo.

Posteriormente, fue director-gerente de Radio Minería de La Serena (durante dos períodos), y gerente comercial y jefe de prensa de Radio Minería de Santiago, habiendo comenzado muy joven (a fines de la década del 50´) como reportero de cancha, cubriendo los partidos de Club Deportes La Serena. Aparte de su inconfundible voz (que mantiene intacta) y comentarios políticos radiales, la figura de Pino Uribe se relaciona con la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS); empresa que gerenció a nivel regional por más de 36 años, período en el que también fue gerente de otras entidades, como por ejemplo, la Sociedad Escáner IV Región.

De hecho, se hizo conocido en el plano local reporteando, para Radio Minería, el rescate de los siete mineros de Andacollo (en 1964) y, a nombre de la ACHS, estuvo a cargo del rescate de los 33 mineros de Copiapó (el 2010). Ambas experiencias límites, pusieron a prueba su temple y carácter.

Ha pertenecido a varios directorios de entidades tanto públicas como privadas. Durante muchos años, hizo clases en distintas casas de estudios superiores y fue director de la carrera de Periodismo de la ex Universidad Mariano Egaña. Además, ha sido dirigente de Rotary Club Internacional y miembro de número del Instituto O’Higginiano.

Muy buen conversador y de trato afable, Alejandro Pino es de esas personas que siempre está dando cátedra cuando habla, ya que posee una memoria prodigiosa y amplios conocimientos de historia y cultura general. Dice sentirse mejor que nunca a su edad, producto de una vida muy sana, lo que le permite mantener las energías suficientes para seguir haciendo las tareas que le corresponden a un concejal. En este contexto, sostiene que si sale reelecto una de sus principales prioridades será representar los intereses y necesidades de los adultos mayores en el futuro Concejo Municipal de La Serena.

– Cuando usted asumió como concejal dijo que sería por un solo periodo. ¿Qué lo hizo cambiar de opinión?

Lo primero que hice cuando asumí como concejal fue ponerme a disposición del alcalde, en el sentido de preguntarle en qué área podría colaborar mejor dada mi experiencia profesional. En ese sentido, surgió la idea de potenciar una comisión que nunca antes había funcionado, que es la de Hacienda.

Una comisión que quizá no da mucha prensa ni rédito político, pero que es fundamental para el funcionamiento de la municipalidad, porque tiene que ver con la gestión de los recursos financieros, aunque debo reconocer que la primera vez que hice noticia como concejal fue con un titular en el diario, en que afirmaba que la municipalidad estaba técnicamente quebrada, ante lo cual el alcalde tuvo que salir a reconocerlo al día siguiente. Sin embargo, prácticamente todas las municipalidades del país presentan el mismo problema, ya que la cantidad de recursos que aporta el Fondo Común Municipal es insuficiente para cubrir el enorme nivel de gastos que implican manejar una alcaldía.

Como fui gerente de empresas durante casi toda mi vida laboral y me especialicé en temas de gestión de calidad, de lo cual, incluso, escribí un libro, lo mismo, que sobre el manejo del tiempo, y de los  recursos, en general, vi en la Comisión de Hacienda una oportunidad de colaborar. Durante mis cuatro años como concejal presidí esta comisión, en la que participaban activamente nueve de los diez concejales. Además, el alcalde nos dio amplias atribuciones para estudiar los temas relacionados con las finanzas del municipio.

En ese contexto, me di cuenta que el trabajo acucioso que hicimos de analizar, fiscalizar y sugerir planes de contingencia para generar ahorros en las arcas municipales, es una tarea que no se puede dejar botada y que requiere continuarla por un período más, a lo menos, para seguir bajando la deuda municipal. Eso fue lo que me hizo cambiar de opinión, ya que en la medida que podamos generar ahorros y focalizar mejor los recursos, tendremos la posibilidad de ayudar a los sectores más vulnerables, como por ejemplo, los adultos mayores.

Pino-Uribe-Concejo– ¿Esas serán sus prioridades si resulta electo?

Junto con seguir colaborando en la Comisión de Hacienda, una de mis prioridades será representar los intereses de los adultos mayores. De hecho, con el correr del tiempo pude darme cuenta que gran parte de las personas que llegan a la municipalidad a pedir ayuda, pertenecen a la tercera edad, ya que sus bajas jubilaciones no les permiten vivir dignamente.

En este contexto, necesitan ayuda para afrontar gastos médicos; pagar cuentas de servicios básicos; solventar arriendos, y hasta comprar comida. Si no somos capaces de darle la dignidad que se merecen a las personas que ya están en el ocaso de sus vidas, qué queda para el resto. Como país, tenemos una gran deuda con nuestros adultos mayores, porque en otras culturas, como la oriental, por ejemplo, los patriarcas de cada familia son venerados prácticamente y se respeta su sabiduría.

Lamentablemente, aquí ocurre todo lo contrario. Si te ven mayor, de inmediato te estigmatizan o te mandan irónicamente a cuidar a tus nietos, en circunstancias de que quienes llevamos canas o las huellas indelebles del paso del tiempo en el rostro, aún tenemos mucho que aportar sobre la base de la sabiduría y experiencia que dan los años de vida. Eso no puede seguir ocurriendo, por lo que quiero ser la voz en el Concejo Municipal de un grupo etario que muchas veces pasa inadvertido o se mantiene invisibilizado, pese a que hoy se habla tanto del concepto inclusión.

– ¿Cuáles serán sus otras prioridades?

Rescate patrimonial; seguridad ciudadana; tenencia responsable de mascotas; cuidado del medioambiente; promoción de la cultura, deporte y recreación, y continuar con el mejoramiento de la salud y educación municipales. Desde el punto de vista ideológico, seguir defendiendo los principios valóricos y morales que sustenta nuestro partido político, y volver a hacer de La Serena una de las mejores ciudades para vivir, en nuestro país.

Por ello, me permito hacer un llamado a todas las personas que comparten estos mismos intereses y prioridades a que voten por mí este fin de semana. En el voto de concejales apareceré con la letra y número XK 310, como primer candidato en la lista de RN. 

– ¿Pero éste será su último periodo como concejal?

Sí, por mi edad y para darle tiraje a la chimenea, como se dice habitualmente, aunque debo reconocer que en el actual concejo municipal formamos un excelente equipo de trabajo. Una mezcla perfecta entre experiencia y juventud, especialmente, en la segunda parte de nuestra administración, en que se incorporaron un par de concejales más jóvenes, liderados por un alcalde que propicia la gestión colaborativa y no obstruye nuestro rol y función como fiscalizadores.

Aparte de concejal,  estoy dedicado actualmente a la relatoría para canalizar toda la experiencia adquirida desde el punto de vista laboral y en mis más de 40 viajes al extranjero, tanto para dar conferencias como para capacitarse. En ese contexto, cursé un diplomado sobre Altos Estudios de Seguridad Social, en España; y otro diplomado en Cultura y Negocios con China, en la Universidad Jiao Tong, de Shanghai.

Representando a la ACHS, capacité en gestión de calidad a miles de funcionarios municipales de diversas localidades del país y, en la alcaldía de La Serena, además dicté charlas sobre Seguridad Laboral, Oratoria y otros temas que domino. Estos últimos cuatro años, me han permitido conocer en profundidad el municipio por dentro y aportar efectivamente en mi rol como concejal. La experiencia adquirida me permitirá abordar, el próximo periodo, problemáticas que merecen continuidad de gestión y proyección renovada.

Compartir en .....