TLimonada

Qué tomar (y qué no tomar) para combatir un resfrío

Llegaron las primeras lluvias y los importantes cambios de temperatura entre el día y la noche. Con ellos, también los primeros resfríos y gripes de la temporada. Como señalan los especialistas, muchas veces estas gripes y resfríos se curan solos, debiendo tratarse sólo los síntomas, a través de medicamentos o de forma natural.

En este sentido, Paula Molina, químico farmacéutico de Farmacias Ahumada, señala que se debe ser cuidadoso a la hora de suministrar medicamentos a pacientes que estén sufriendo síntomas propios de estas patologías como cuadros febriles leves, tos, malestar muscular o romadizos. “En muchos casos, el tomar ciertos medicamentos no aliviará las molestias, sino que sólo estarán generando resistencia a estas sustancias, haciendo más difícil su efectividad cuando realmente se necesite”, indica la especialista.

Por esta razón, se debe tener la información correcta y necesaria a la hora de tratar los síntomas de los primeros resfríos o gripes leves.

Algo que funciona en estos casos son los analgésicos. “El paracetamol, aspirina e ibuprofeno ayudan a bajar la fiebre y alivian dolores o malestares en general”, comenta Molina, aunque advierte que “su uso prolongado, puede causar efectos adversos y hasta dependencia, por lo que deben ser usados con control”.

Asimismo, aun cuando son comunes para tratar alergias, los antihistamínicos pueden ser útiles para tratar procesos gripales y con mucosidad excesiva. También los antitusivos, que generalmente vienen en jarabes o pastillas, se convierten en un buen aliado.

Por último, los remedios caseros siempre vendrán bien en estos casos. “Si bien no existe evidencia científica de su efectividad, éstos nos ayudan a sentir que aliviamos algunos síntomas. Beber abundante líquido, infusiones como miel con limón y reposo, facilitará a que pasemos estos estados sin mayores complicaciones”, indica la químico farmacéutico.

No obstante, también señala que la automedicación puede resultar tremendamente desfavorable, sobre todo, si los medicamentos utilizados son para combatir otro tipo de patologías.

Aún cuando se deben adquirir con receta médica, los antibióticos pueden conseguirse en algunos sitios como ferias libres o a través de internet. “Esta práctica, además de ilegal, es perjudicial para tratar los síntomas de un resfrío leve o gripe, causados por virus. Éstos sólo son efectivos contra procesos infecciosos causados por bacterias”, señala la especialista, añadiendo que sólo provocarían efectos adversos como problemas gastrointestinales y resistencia a sus compuestos, por ejemplo.

También, algunos antivirales pueden ser perjudiciales en pacientes con gripes simples. “Muchos de estos medicamentos deberían venderse bajo receta médica, cosa que en la práctica no ocurre en Chile. Éstos sólo deben aplicarse cuando hablamos de una gripe con síntomas moderados a severos”, señala Molina.

Por último, la químico farmacéutico enfatiza que se debe tener suma precaución con algunos antigripales. Estos son medicamentos que suelen contener mezclas de varios medicamentos o principios activos, como analgésicos, antitusivos, antihistamínicos y descongestionantes nasales. “Estos pueden causar posibles interacciones entre ellos, sobre todo si el paciente sigue algún tratamiento para enfermedades crónicas. Por eso, es importante consultar con algún asesor de salud el tipo de medicamento a consumir y las dosis recomendadas”, finaliza Molina.  Ante la duda, siempre puedes consultar con tu médico tratante o el farmacéutico de tu farmacia más cercana.

Compartir en .....