IMG_7702

Más de 23 kilómetros de cables en desuso se han sacado de La Serena antes que comience a regir nueva ley que obliga a su retiro

Más de 23 kilómetros de cables en desuso ya han sido retirados en La Serena, especialmente en su caso histórico, desde el año pasado a la fecha. Ello, tras un trabajo mancomunado que se viene realizando desde el 2018, donde se retomó una mesa de trabajo compuesta por la Seremi de Transportes y Telecomunicaciones, la Seremi de Energía, quien participa a través de la SEC, los municipios de La Serena y Coquimbo, y diferentes empresas de telecomunicaciones.

El retiro de estos kilómetros, se produce antes que se promulgue la modificación a la Ley N° 18.168 General de Telecomunicaciones, que viene a regular el tendido de cables aéreos. Esta nueva normativa establece que los operadores de telecomunicaciones serán responsables de la correcta instalación, identificación, modificación, mantención, ordenamiento, traslado y retiro de sus cables aéreos o subterráneos y, otros elementos asociados.

“La ley está a punto de ser promulgada, pero en la región ya estamos trabajando desde hace más de un año con las empresas telefónicas, con quienes conformamos una mesa de trabajo donde programamos un retiro de cables por sectores. Por ejemplo, hoy estamos en el sector de Avenida Estadio, donde se hará retiro de cables entre Amunátegui y Huanhualí. Esto es un inicio de la obligación que asumirán las empresas, porque a futuro cuando los cables se declaren en desuso, habrá un plazo de cinco meses para su retiro, de lo contrario se aplicarán multas que van desde las 100 a 1.000 UTM”, anunció el Seremi de Transportes y Telecomunicaciones, Juan Fuentes.

En esta línea, cuando la ley comience a regir, el plazo para proceder a su ordenación o retiro no podrá superar los 5 meses, no obstante, dependerá de la complejidad del punto que se esté analizando para el retiro u ordenamiento. En algunos casos será de algunas semanas, mientras que los más complejos, podrá ser de 5 meses. Por su parte, cualquier daño o perjuicio que se genere producto de estos trabajos será de exclusiva responsabilidad de la concesionaria.

“Como Movistar llevamos ya trabajando hace una década en el retiro de cables en desuso, lo hacemos de manera coordinada con Subtel, Intendencia y la Seremi de Transportes y Telecomunicaciones. En la mesa técnica en la que participamos desde el 2018, a la fecha ya llevamos retirado en La Serena casi mil kilos de cobre, lo que significa 20 kilómetros de cable. Esta es una labor de hermoseamiento de la ciudad, estamos comprometidos de manera proactiva antes que estuviera regido por ley”, añadió Jaime Subiabre, gerente comercial de la empresa Movistar.

Los cables en desuso generan inseguridad y contaminación visual, impactando de forma negativa el entorno de los habitantes de las distintas comunas con esta problemática. Puntualmente, en el tema de seguridad, el Seremi de Energía, Álvaro Herrera, destacó la pronta entrada en vigencia de esta normativa, pues los cables en desuso, para las escuadrillas que trabajan en trabajos de emergencias cuando hay cortes de luz, significan muchas veces, un foco de peligro.

“Nos beneficia en términos visuales, al eliminar el cableado en desuso o basura, y facilita mucho a la empresa distribuidora al presentarse algún problema, con soluciones más rápidas y menos complejas. El tener un cableado más ordenado permite que las cuadrillas, al momento de realizar trabajos de reposición del servicio ante eventuales cortes eléctricos, lo hagan de manera más sencilla y ágil, porque lo que interesa es que la empresa preste un mejor servicio y una continuidad”, sostuvo el Seremi Herrera.

Cabe mencionar que al cierre del 2018, a nivel nacional, ya se han retirado más de 500 km de cables en desuso, lo que equivale a la distancia entre Santiago y Concepción.

Compartir en .....