Expertos alertas por la ingesta de productos del mar

Sábado 20 de febrero.- Todos los años el consumo de pescados y mariscos aumenta  considerablemente en verano, y cuando van quedando los últimos días de vacaciones del 2010, profesionales del Centro de Información Toxicológica de la Universidad Católica (CITUC), nuevamente alertan sobre la ingesta de productos del mar en estado natural o descompuesto.

Hace pocos días se supo que 180 personas resultaron intoxicadas en la región del Bío-Bio, al consumir mariscos con vibrión parahemolítico, adquiridos en una feria libre de Coronel. Esta bacteria, que se encuentra en forma permanente en las costas de Chile, se vuelve riesgosa para la población cuando en el mar se dan ciertas condiciones como lo es el aumento de su temperatura, por ende su proliferación es mayor en los meses de verano.

 

Para evitar síntomas tan desagradables como diarreas, cólicos, nauseas, vómitos, fiebre y cefaleas, que pueden terminar en gastroenteritis, septicemia e infección estomacal, siga los siguientes consejos:

 

1.- No comer mariscos crudos o mal cocidos. Especialmente en los meses más cálidos.

 

2.- Hervir los mariscos durante 5 a 15 minutos antes de consumirlos.

 

3.- Cuidar que no se produzca contaminación cruzada. Esta se puede producir en mesones de trabajo, lavaplatos, etc.

 

4.- La contaminación cruzada puede afectar a cualquier alimento, como verduras crudas o cocidas, que tenga contacto con mariscos contaminados o sus residuos (conchas o  agua usada en su limpieza)

 

5.- Mantener la cadena de frío de los alimentos.

 

6.- Enfriar rápidamente y refrigerar los productos del mar luego de cocidos, si no son consumidos inmediatamente.

 

7.- Evitar el contacto con las heridas abiertas o productos posiblemente contaminados. Las infecciones de heridas se generan cuando hay lesiones de piel, quemaduras o cortes preexistentes que entran en contacto con el mar o las especies marinas contaminadas.

 

8.- La enfermedad no es transmisible de persona a persona.

 

9.- No consumir mariscos cuyo origen sea desconocido. Comprar en el comercio establecido.

 

10.- Ante un caso de vibrión parahemolítico, el personal de salud debe sospechar e investigar, si corresponde, la eventual presencia de un brote y dar aviso al Servicio de Salud correspondiente.

Compartir en .....