Hernan-Rivera-Letelier

Escritor Hernán Rivera Letelier compartió con literatos y lectores de Coquimbo

Simple, directo y con el sello de humor que acostumbra para contar sus historias, el destacado escritor nacional, Hernán Rivera Letelier, realizó una jornada de diálogo abierto en el Centro Cultural Palace de Coquimbo.

La actividad, enmarcada en el programa de jornadas culturales del verano 2012 del recinto, fue presenciada por más de un centenar  de personas -entre escritores de la zona y seguidores del escritor-, quienes escucharon atentamente su historia como persona, los inicios como literato y el por qué de sus relatos sobre la pampa, las salitreras y su gente.

La iniciativa que se llevó a cabo en la Sala de Artes Escénicas del Centro Cultural Palace, tuvo como finalidad abrir un espacio de reflexión y de diálogo no sólo entre escritores consagrados, sino también para quienes recién inician su camino en el mundo de las letras y la imaginación, además de compartir experiencias con quienes se han transformado fieles seguidores de uno de los escritores chilenos más importantes de los últimos años, tanto en nuestro país, como en el extranjero.

“Siempre es bueno compartir con personas que comienzan en esto de la literatura, colaborar con ellos las experiencias y darles mi testimonio personal. Es muy enriquecedor, tanto para ellos como para mí”. Aseveró el escritor.

El escritor de la vida dura de las salitreras, sus burdeles y “heroínas” que trabajaban allí, volcó toda su experiencia y riqueza intelectual con los asistentes e hizo interactuar al público a través de consultas sobre sus novelas, personajes y cuánto de ficción y realidad existe en ellas.

Proximidad

El escritor, que ha logrado traducir algunos de sus libros a 19 idiomas, junto con reconocer que su novela “La reina Isabel cantaba rancheras” se transformó en su escrito favorito “puesto que me cambió la vida”, también reconoció su proximidad con la gente de la región, ya en sus inicios como trabajador de la minería, el escritor hizo grandes amigos que buscaron nuevos y mejores horizontes en el norte grande. De hecho, muchos de sus personajes pertenecen a las tierras de esta región. “En mis años de minero, conocí a mucha gente de esta zona, tuve muy buenos amigos, gente que venía desde Ovalle o desde algún pueblo del interior de la región, por lo mismo siempre en mis novelas hay personajes que provienen de estas tierras. Es una especie de homenaje que hago a todos esos amigos que conocí como minero”, manifestó.

Además, el destacado literato anunció que trabaja actualmente en dos novelas, de las cuales una de ellas se publicará este año. “Son novelas en que vuelvo a la pampa, después de una excursión que hice hacia la ciudad en mi Escritor de Epitafios”.

¿Qué podría decir Hernán Rivera Letelier a los jóvenes que tienen el sueño de escribir, pero no se atreven?

Que hay que luchar por los sueños, hay que ser perseverante con ellos, no olvidarlos, no dejarlos olvidados a medio camino. A escribir se aprende leyendo, leyendo y leyendo, pero sobre todo escribiendo. Hay que escribir mucho, borrar mucho, descartar mucho, para que al fin lograr alguna página que valga la pena. Pero cuando eso sucede no hay nada mejor en la vida que escribir.

Finalmente, hace algunos días, se inauguró este Centro Cultural Palace en Coquimbo. Un espacio para ampliar las oportunidades de nuestros artistas y facilitar el desarrollo de estos en las diversas disciplinas. A su juicio, cree que en Chile y principalmente en el norte, faltan iniciativas como estas?

Todas las iniciativas que se tomen en favor de la cultura y el arte son loables. Creo que principalmente en las regiones hacen falta espacios para los artistas. De modo que la inauguración de este centro de Coquimbo es digna de todas las alabanzas. Que las artes le sean propicias.

Gentileza:  Luis Eduardo Barraza, periodista del Centro Cultural Palace Coquimbo.

Compartir en .....