Core

CORE rechaza proyecto que buscaba capacitar a más de 400 dirigentes sociales de la región

CoreDesilusionados se encuentran dirigentes sociales de toda la región. Es que durante la sesión del CORE, de este miércoles, se debía decidir el destino del proyecto que buscaba capacitar a más de 480 dirigentes de toda la zona, esto con el objetivo de mejorar la participación ciudadana apoyando así la materialización de la 20.500. Finalmente, el proyecto fue rechazado.

Luisa Castillo Opazo, presidenta de la Junta de Vecinos de Unión Las Majaditas, manifestó su pesar por la decisión del consejo. “Esta decisión nos perjudica como dirigentes, porque esta capacitación nos iba a guiar para saber a qué organismo del Estado debemos acudir a pedir apoyo. Esto es una bofetada a nuestra labor de dirigentes sociales. Este proyecto era para fortalecernos y ayudarnos a lograr mejores cosas para nuestros vecinos. Con esto solo se afecta a la gente”, manifestó la illapelina.

Asimismo, Patricia Consué, dirigente de La Compañía Alta, señaló que esta decisión la sienten como una bofetada hacia los las organizaciones sociales, “además el core Agapito Santander nos trató muy mal, ni siquiera nos quiso dar la palabra y nos acusó de sectarios, cuando nosotros trabajamos con gente de todos los sectores para ayudar a nuestros vecinos”, expresó.

Consué fue enfática en señalar que no se está reconociendo así la labor de los dirigentes sociales. “A ellos como Cores les pagan, pero nosotros como presidentes de junta de Vecinos no ganamos nada, solo aportamos a nuestros sectores. Esperamos que el consejo reconsidere esta decisión, porque para rechazarlo se dieron argumentos políticos que no tenían nada que ver con nosotros”, manifestó.

Por su parte, María Virginia Monardez, dirigenta social de Andacollo, manifestó su informidad por el trato recibido del consejero y la negativa a aprobar el proyecto de capacitación para dirigentes. “Me voy desilusionada, porque vi que consejeros que dicen defender la democracia son sectarios y maleducados y, encima de eso, están en contra de proyectos que van en directo beneficio de la sociedad civil, que somos las organizaciones comunitarias”, manifestó la dirigente.

A los cuestionamientos, se sumó Alicia León, una reconocida dirigente social de La Serena, señaló que nunca se había sentido tan maltratada como en esta ocasión en el Core. “Agapito Santander no nos dejó hablar, ni decir nada. Creo que estas personas que son educadas, que están en estas instancias de decisiones y que están acostumbradas a tratar con gente no pueden reaccionar así. Vimos un sectarismo enorme y una tremenda falta de respeto. Cuando me retiré le dije al intendente le dije: “Me da vergüenza esta mesa””, indicó.

La dirigente serenense señaló que, si bien este es un revés, dijo que seguirán luchando para concretar esta multitudinaria capacitación. “Los dirigentes somos como el ave fénix y de alguna forma concretaremos este sueño. León además tuvo palabras de agradecimiento para el consejero René Olivarez. “Él fue el único que trató de que nos dieran la palabra y nos respaldó”.

LA INICIATIVA.

El proyecto se denominaba “Capacitación y Socialización de Programas Sociales Gubernamentales para el fortalecimiento de la Participación Ciudadana” y buscaba aumentar y fortalecer la participación ciudadana de 480 dirigentes sociales de la región de Coquimbo, mediante programas de difusión y la entrega de información y  socialización de los planes y políticas sociales. Además, pretendía entregar las herramientas necesarias que le permitan a los beneficiaros mejorar sus relaciones con sus pares y la institucionalidad pública.

Compartir en .....