SIMEF

Realiza hallazgo de 11 nuevas especies de arácnidos e insectos en la Región de Coquimbo

Un gran aporte a la ciencia y biodiversidad del país representa el hallazgo de 11 nuevas especies en la Región de Coquimbo, gracias al levantamiento de datos que realizó el primer Inventario Nacional de Biodiversidad a gran escala, que implementa el programa “Sistema Integrado de Monitoreo de Ecosistemas Forestales Nativos” (SIMEF) del Ministerio de Agricultura, y que ejecutan el Instituto Forestal (INFOR), la Corporación Nacional Forestal (CONAF) y el Centro de Información de Recursos Naturales (CIREN).   

“El hallazgo de 11 nuevas especies en Coquimbo, principalmente arácnidos e insectos, es una buena noticia para la ciencia y el país, ya que nos permite comprobar y reafirmar que este inventario nacional de biodiversidad es una oportunidad única y valiosa de contar con este tipo de información, a través de una metodología eficiente y consistente en el tiempo”, sostuvo el Gerente de Sede Los Ríos de INFOR, investigador y Coordinador del Módulo de Biodiversidad del SIMEF, Dr. Gerardo Vergara.   

Las 11 nuevas especies registradas para la ciencia son principalmente arácnidos (ácaros, solífugos y escorpiones) e insectos (coleópteros, lepidópteros y ortópteros), siendo su descripción detallada a nivel de géneros la siguiente: tres especies de Andocaeculus  (Acari: Caeculidae); una especie de Bothriurus; una especie de Brachistosternus (Scorpiones: Bothriuridae); una especie de Mummucidae (Solifugae: Mummucidae); dos especies de Pseudocleobis (Solifugae: Ammotrechidae); una especie de Arrayanaria; una especie de Idialcis (Lepidoptera: Geometridae) y una especie de Ommexechidae (Orthoptera: Ommexechidae)  

Para el seremi de Agricultura de la Región de Coquimbo, Rodrigo Órdenes, el trabajo y los hallazgos realizados por este inventario son una gran noticia para la zona, ya que permiten conocer y valorar de mejor manera el patrimonio natural con que cuenta la región, “bajo contexto de cambio climático que impacta a nuestro país, especialmente a nuestra región, la información que está generando este inventario de biodiversidad del SIMEF, constituye un gran aporte para generar más y mejores estrategias de manejo y conservación de nuestra rica biodiversidad regional”, destacó la autoridad.   

HALLAZGOS

Por su parte la gerente de la sede Diaguitas de INFOR, Sandra Gacitúa, valoró el aporte del inventario para conocer la biodiversidad que existe no sólo a nivel de bosque nativo, sino que también de las formaciones xerofíticas por el alto valor ecológico que representan para las zonas áridas y desérticas de nuestro país, “actualmente el país posee datos insuficientes a nivel nacional de mamíferos, artrópodos, reptiles y aves asociados al bosque nativo y formaciones xerofíticas, por lo que esta iniciativa es una oportunidad única y valiosa, tanto para la región de Coquimbo como para el país, de contar con este tipo de información”, acotó la ejecutiva de INFOR.   

INVENTARIO   

La información levantada en la Región de Coquimbo se realizó durante el segundo semestre de 2020 y consideró un área de muestreo de 525 mil hectáreas, principalmente en Áreas de Alto Valor para la Conservación, que son Sitios Prioritarios y Áreas Silvestres Protegidas Privadas y del Estado, así como muestreos en el área protegida privada Santuario de La Naturaleza Estero Derecho, el Monumento Natural Pichasca, el Parque Nacional Bosque Fray Jorge y la Reserva Nacional Las Chinchillas.    

En ese contexto, el investigador del Laboratorio de Entomología Ecológica (LEULS), de la Facultad de Ciencias de la Universidad de La Serena, Jaime Pizarro-Araya, quien lideró los trabajos en terreno para la Región de Coquimbo y es el responsable del grupo de artrópodos, explicó que el trabajo de campo se realizó utilizando diversas técnicas de muestreo, entre ellas colectas con trampas de intercepción dirigidas para artrópodos caminadores, colectas con redes entomológicas para artrópodos voladores, colectas con luz ultravioleta para escorpiones, colectas con trampa de luz blanca para artrópodos que son atraídos por la luz y colectas manuales complementarias que se realizan en hábitats particulares, “este abanico de muestreos nos permitió identificar cerca de 660 especies de las cuales 11 son nuevas especies para la región de Coquimbo”, añadió.   

Cabe mencionar que el Inventario Nacional de Biodiversidad del SIMEF comenzó a implementarse en 2017 y tiene por objetivo conocer la presencia o ausencia de mamíferos, reptiles, aves y artrópodos (animales invertebrados), asociados a los ecosistemas vegetacionales nativos del país, entregando información valiosa asociada a ecosistemas terrestres y, con ello, la posibilidad de monitorear e implementar medidas de manejo y conservación de su biodiversidad.   

La recolección de este inventario comenzó en la zona norte del país, en las regiones de Antofagasta, Atacama y Coquimbo. Posteriormente, la recolección de datos se ha llevado a cabo en la zona mediterránea desde la Región de Valparaíso a la Región del Maule; y en la zona austral del país, en Región de Magallanes, datos que estarán disponibles durante el último trimestre de 2021.  

Compartir en .....