EncuentroQuetena

Comunidades Atacameñas de Chile, Bolivia y Argentina Firman Declaración de Quetenas

El acuerdo pretende exigir a los 3 gobiernos nacionales, el reconocimiento del territorio Atacameño más allá de las fronteras, respetando el convenio 169 de la OIT, vigente en las 3 naciones.

Fue en Quetena Grande, provincia de Sud Lípez del departamento de Potosí en Bolivia, donde se dieron cita los dirigentes y comuneros de los 3 países el recién pasado 24 de marzo, para efectuar la tercera versión del “Encuentro de Pueblos Atacameños sin fronteras” y la veinteava versión de la feria internacional del trueque.

En el encuentro, los cerca de 150 asistentes, llevaron a cabo la tradicional feria de trueque pero además, trabajaron sistemáticamente en dialogar sobre temas de interés común, a fin de dar continuidad a un trabajo con más de 3 años de historia.

Cabe destacar, que fue en noviembre del año 2010 cuando, en el primer encuentro “Pueblo Atacameño Sin Fronteras” efectuado en San Pedro de Atacama, se hizo pública la Declaración de San Pedro de Atacama, acuerdo donde por primera vez – y luego de años de encuentros y ferias de trueque – se ratificó la unidad del pueblo Atacameño más allá de las fronteras, haciendo exigible la aplicación del 169 de la OIT en los 3 países que comparten frontera.

La Declaración de Quetenas

La firma de la Declaración de Quetenas, viene a dar continuidad y a ratificar necesidades e intereses ampliamente sentidos por los Atacameños divididos por las fronteras nacionales.

Así mismo, el protocolo de Quetenas, registra el compromiso de los firmantes de hacer llegar la Declaración a sus respectivos gobiernos nacionales, vale decir a Sebastián Piñera de Chile, Cristina Fernández de Argentina y Evo Morales de Bolivia.

Los contenidos del acuerdo se resumen en:

1° Se ratifica la unidad del Pueblo Atacameño, más allá de las fronteras nacionales.

2° Que estas comunidades Atacameñas, reclaman su derecho a que sus territorios culturales sean reconocidos legalmente y en consecuencia, protegidos. Además las comunidades identifican territorios que son patrimonio territorial del Pueblo Atacameño inter fronteras, los que son; En Chile, las 2 Áreas de Desarrollo Indígena Alto Loa y Atacama La Grande; en Bolivia, Quetena Grande y Quetena Chico; y por parte de Argentina, el departamento de Susques.

3° Que los recursos naturales – incluidos todos los elementos y recursos que como el agua, la tierra, los minerales, vegas, bofedales, salares, flora y fauna – existentes en los territorios del pueblo Atacameño entre las respectivas fronteras nacionales, constituyen un patrimonio que debe ser protegido de forma urgente, en el contexto de las permanentes y progresivas explotaciones que las más diversas empresas ejecutan en estas tierras.

4° Que es un asunto pendiente, el hecho que cada estado involucrado haga realidad el Convenio 169 de la OIT en la relación con sus respectivas comunidades indígenas nacionales. En el contexto que el citado convenio, constituye un instrumento plenamente vigente y vinculante a la respectiva ley interna de cada nación.

5° Y que las actividades empresariales que se desarrollan históricamente en territorios Atacameños – principalmente gran minería – deben contribuir de una forma real y sistemática al desarrollo integral de las comunidades involucradas.

En estos 5 puntos se resumen los principales acápites de la “Declaración de Quetenas”, plataforma de acuerdo entre los dirigentes firmantes, los que son; por parte de Bolivia, Filemón Flores, presidente del comité de la Feria Internacional, Cantón de Quetena Grande de la provincia de Sud Lípez; por parte de Argentina, Yolanda Cruz, presidenta comisión municipal de Catua y por parte de chile, Rubén Reyes Aymani, consejero nacional del pueblo Atacameño ante Conadi, presidente de la comisión de ferias e intercambio Sin Fronteras y concejal del Municipio de San Pedro de Atacama.

De esta forma y con un histórico trabajo de colaboración y gestión entre fronteras, las comunidades Atacameñas avanzan en su convicción de que las fronteras no existen cuando se trata de un pueblo, con una historia común, con relaciones de parentesco reales y con un sueño compartido, asumir la responsabilidad de cuidar y defender su tierra, su gente y su futuro.

Compartir en .....