Ciberseguridad

Ciberseguridad: Las enseñanzas y desafíos que nos ha dejado la pandemia

El poder de la ciencia, la importancia del contacto físico y la maleabilidad de las formas en que hacemos las cosas son algunos de los aprendizajes que dejó la llegada del COVID-19. Y con el avance de la tecnología, otra lección imborrable penetró a la sociedad: la importancia de la ciberseguridad en un mundo de constante transformación digital.

Y es que el avance digital a través del teletrabajo -que según cifras de la Asociación Chilena de Seguridad fue una medida adoptada por el 95% de las empresas nacionales durante 2020- no sólo fue tentador para optimizar tiempo de los colaboradores y recursos de las compañías, sino que se convirtió en un terreno fértil para los ciberdelincuentes.

Prevenir hackeos, proteger datos personales y garantizar la seguridad unificada hoy son desafíos inherentes a toda la sociedad. Por ello, deben ser tópicos que las organizaciones trabajen con la misma relevancia que puede tener evitar contagios, capacitar al personal, generar un ambiente laboral ameno u otorgar un buen servicio.

¿Por qué es tan importante trabajar en estrategias de protección tecnológica? Se trata de riesgos silenciosos que pueden tener graves consecuencias si no se gestionan adecuadamente. Los ciberataques no solamente implican una vulneración de información privada alojada en el espacio digital de una empresa, sino que también tienen repercusiones económicas y reputacionales, incluso afectando la vida de los clientes.

Tan sólo en Chile, durante el primer trimestre de 2021, el Ministerio del Interior y Seguridad Pública registró más de 400 millones de intentos de ataques cibernéticos, por lo que se trata de una tendencia que va en aumento y que cada vez es más sofisticada por parte de los hackers.  A nivel mundial, según la multinacional tecnológica IBM, las estafas por medio de phishing crecieron en un 6.000% durante la crisis sanitaria.

Hablar de ciberseguridad era impensado para el común de la gente previo al boom tecnológico que implicó la pandemia, pero hoy es un tema que concierne a toda la sociedad por los efectos negativos que puede tener un ataque cibernético -y no sólo a nivel empresarial-. Como expertos en la materia, desde Genetec estamos conscientes de la importancia que tienen las soluciones tecnológicas para la protección de las compañías y sus entornos. Por eso, creemos en un trabajo colaborativo para la prevención de los delitos digitales, lo que debe incluir educación, monitoreos de seguridad y estrategias de TI especializadas.

Dentro de las mejores prácticas para la resiliencia cibernética que como compañía aconsejamos, destacamos la realización constante de evaluaciones de riesgos exhaustivas en los sistemas informáticos, el constante cambio de contraseñas en los dispositivos móviles y la priorización de las actualizaciones de software y firmware, ya que muchas actualizaciones de software y firmware incluyen las últimas correcciones para las vulnerabilidades conocidas.

Por: Alexcy Poveda, gerenta de productos e industrias de Genetec Latinoamérica.

Compartir en .....